Bienvenidos al Blog de www.kukasworld.com
La Tienda favorita de Ropa y Accesorios para Perritos con Personalidad.

El Perro de la Familia Obama

22 ene. 2009

Como ya bien sabéis, el flamante presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, y toda su familia, están en el punto de mira de todo el mundo, en cada una de sus declaraciones, acciones, decisiones ... incluida, por supuesto, la elección de su nueva mascota.

Todos esperamos ansiosamente la noticia de la llegada del nuevo perrito a la Casa Blanca y en esta ocasión, todo apunta a que el animal doméstico que acompañará definitivamente a los Obama, será un perro de una entidad de protección animal.

¡Genial elección!

Durante su primera comparecencia tras la victoria electoral, el pasado mes de noviembre, el presidente Obama prometió públicamente a sus hijas Sasha, de 7 años, y Malia, de 10, que cuando tomaran posesión de su nuevo hogar, sería el momento de incorporar un nuevo amigo de cuatro patas a la familia.

A partir de este comentario del presidente, se desataron en Estados Unidos y el resto del mundo, un aluvión de recomendaciones por parte de todos los estamentos relacionados con el mundo de los animales de compañía: los clubes de raza defendían a capa y espada las virtudes de sus animales, las entidades de protección la importancia de dar ejemplo a la población con la adopción ...

Inclusive, todos los medios de comunicación americanos se hicieron eco de la noticia, dedicando largos y completos reportajes al tema, a tal punto que el propio Obama reconoció de manera graciosa que la elección del perrito se había transformado en un "asunto de Estado".



¡Qué decir del seguimiento del tema en Internet! Los foros, blogs y webs del mundo explotaban con comentarios de la gente, realizando todo tipo de especulaciones sobre la procedencia y raza del perro para la familia Obama. Incluso una encuesta pública realizada por el club canino American Kennel Club determinó que el caniche sería el perro ideal para las niñas Obama.

En ese momento y para despejar todas las dudas, Obama explicó a la prensa que la mascota tendría que cumplir dos condiciones. El perro tenía que ser compatible con la alergia de la pequeña Malia y, tanto a él, como a su familia, les gustaría rescatar un perro abandonado en un refugio de animales.

En esos refugios, afirmó, "hay muchos perros de raza mestiza, como yo", haciendo una alusión a su mezcla racial, dado que su madre, estadounidense, era de raza blanca, y su padre, de Kenia, era negro.
Inclusive agregó "tenemos que ser capaces de equilibrar ambas cosas. Creo que este es un problema acuciante en casa de los Obama".

Sea cual sea el perrito que finalmente acompañe en su andadura presidencial a la familia Obama, lo que queda plenamente constatado es el intenso interés de la población y de los estamentos principales de un país como Estados Unidos por los animales de compañía.
El tener perro, el elegir adecuadamente a una mascota, es allí, un "asunto de estado".

Ya en anteriores artículos que publicamos en este blog (ver Perros de Estado I Parte y Perros de Estado II Parte) os contamos la importancia que han tenido a lo largo de la historia todas las mascotas que pasaron por la Casa Blanca.

Y es que el perro de un Presidente es mucho más que un simple amigo confiable en un entorno político solitario. Los animales también garantizan la simpatía del pueblo y los estadounidenses son considerados sumamente aficionados a las mascotas.

Pero volviendo al tema del próximo perro de los Obama, tanto el Presidente, como su esposa la primera dama Michelle Obama, han manifestado que su principal prioridad es que sus hijas se sientan a gusto en su nuevo hogar y lleven una vida completamente normal en la medida de lo posible.



Ajenas a la polémica suscitada por la nueva "primera mascota", las pequeñas Sasha y Malia ya están pensando en el nombre que le darán a su nuevo amigo, algo que también ha encendido los foros de internet.

De momento, ya hay quien apuntó que se llamará "Bark (ladrido) Obama"; "Swing vote", en alusión a los estados clave para el voto; y hasta los más atrevidos apostaron en su momento por el nombre "Sarah", en alusión a Sarah Paulin, la antigua candidata a la vicepresidencia del partido republicano.

Se llame como llame, y tenga la procedencia que tenga ... estoy segura que con la llegada del nuevo perrito a la familia Obama, surgirán nuevamente un aluvión de opiniones, comentarios, críticas y aplausos.

Y es que todas las mascotas, a lo largo de la historia política de Estados Unidos, han dejado una fuerte "huella" en la Casa Blanca.

Artículo relacionado: Obama a punto de escoger a la "mascota presidencial"

Si te ha gustado el post, suscríbete a nuestro blog.



KUKA´S WORLD - www.kukasworld.com

Enlázanos!

¡Gracias por Visitarnos!

Sassy Bookmarks byLatest Hack